El Profeta Juan El Bautista 

Home / Opinion / editorial / El Profeta Juan El Bautista 

Editorial 

Por Mario SALAMANCA 

CHOLULA.- Y serán llamados árboles de justicia, plantío d Jehová, para gloria suya Isaías 61, 2-3. Porque muchos días estarán los hijos de Israel sin rey, sin príncipe, sin sacrificio, sin estatua, sin Efod y sin serafines, después volverán los hijos de Israel, y buscarán a Jehová su dios y a David, su rey, y temerán a Jehová y a su bondad en el fin de los días, Oseas 3-4-5. Volverán y se sentarán bajo su sombras serán vivificados como trigo, y florecerán como la vid, y su olor como de vino de Líbano. Oseas 14-7. Y  derramaré sobre la casa de David y sobre los moradores de Jerusalén, espíritu de gracia y de oración, y mirarán a mí a quien traspasaron, y lloraron como se llora por hijo, unigénito, afligiéndose por el como quien se aflige por el primogénito. Zacarías, 12-10.

En aquel tiempo habrá un manantial abierto para la casa de David y para los habitantes de Jerusalén, para la purificación del pecado y de la inmundicia, Zacarías 13-1. Desde los días de vuestros padres os habéis aparado de mis leyes, y no las guardareis, volveos a mí, y yo me volveré a vosotros ha dicho Jehová de os ejércitos, más dijisteis: en que hemos de volvernos, Malaquías 3-7.  Entonces aparecerá la señal del hijo del hombre en el cielo, y entonces lamentarán todas las tribus de la tierra, y verán al hijo del hombre viniendo sobre las nubes del cielo, con poder y gran gloria, Mateo 24-30. En conformidad a los requerimientos del reino, el mensaje del precursor trataba de las obras humanas, un retorno por parte del pueblo del pacto a una vida correcta siendo gobernador de Judea Poncio Pilato, y Herodes Tretarca de Galilea, y su hermano Felipe Tretarca de Iturrea y de la provincia de Traconitenos  y Lisanias tetrarca de Abilinia. Con estas y otras muchas exhortaciones anunciaban las buenas nuevas al pueblo. Lucas 3-1-18.

Con atención, porque el pasaje es la sustancia del mensaje de Juan y vindica la ascensión de que el mensaje de Juan no era un llamamiento a la fe en un salvador crucificado, sino mas bien para corregir la vida diaria por parte de aquellos que debieran de estar  preparados para la venida de su rey.

Los profetas falsos, además de lo escruto en el Antiguo Testamento acerca de los falsos profetas , se anticipa en el Nuevo testamento que aparecerán falsos profetas en los últimos días de la iglesia y “por los frutos los conoceréis”; guardados de los falsos profetas, que vienen a vosotros con vestidos de ovejas, pero por dentro son lobos rapaces. Mateo 7-15. Y muchos falsos profetas se levantarán, y engañarán a muchos, Mateo, 24-11. Porque se levantarán falsos Cristo, y falsos profetas, y arán señales y prodigios, para engañar, si fuese posible aún a los escogidos. Más vosotros mirad, os lo he dicho todo antes. Marcos 3-22-23.

Y vi salir de la boca del dragón, y de la boca de la bestia,  de la boca del falso profeta, res espíritus inmundos a manera de ranas. Apocalipsis. 16-13. Y la bestia fue apresada, y con ella el falso profeta que había hecho delante de ella las señales con las cuales había engañado a los que recibieron la marca de la bestia, y habían adorado  su imagen. Estos dos fueron lanzados vivos dentro de un lago de fuego que arde con azufre. Apocalipsis 19-20. Y el diablo que los engañaba fue lanzado en el lago de fuego y azufre, donde estaban la bestia y el falso profeta; y serán atormentados día y noche por los siglos de os siglos. Apocalipsis 20-10.

Los espíritus malos siempre han tratado de imitar la obra del verdadero profeta. Estas limitaciones han encontrado expresión de adivinos y médiums. No comeréis cosa alguna con sangre, no seréis agoreros, ni adivinos. Levítico 19-16. Y la persona que atendiese encantadores o adivinos, para prostituirse ras del ídolo, yo pondré mi rostro contra la tal persona y la cortaré de entre su pueblo. Levítico. 20-6.

Y el hombre o la mujer que evocaré espíritus de muertos o se entregara a la adivinación, ha de morir, serán apedreados; su sangre será sobre ellos. Levítico 20-27. No sea hallado en ti quien haga asar su hijo o su hija por el fuego, ni quien practique adivinación, ni agorero, ni sortilegio, ni hechicero, ni encantador, ni adivino, ni mago, ni quien consulte a los muertos. Deuteronomio. 18-10-11. Y que la mujer dijo: He aquí tu sabes lo que Saúl ha hecho, como ha cortado de la tierra a los encantadores y a loso adivinos, que por qué, pues, pones tropiezo a mi vida, para hacerme morir. I. Samuel 28-9. Y si os dijeren; preguntad a los encantadores y a los adivinos, que susurran hablando, responded, no consultará el pueblo a su dios. ¿Consultará los muertos por los vivos? Isaías 8-19. “Dios nos Ama”.