Estereotipos y prejuicios más que doce letras

Home / Metrópoli Cholulteca / Estereotipos y prejuicios más que doce letras

Por Nancy LUNA SORCIA

CHOLULA.- Estos dos términos se diferencian principalmente en que el prejuicio es una evaluación emocional, mientras que el estereotipo es una creencia previa de nuestra naturaleza cognitiva. En términos más simples, las ideas y creencias previas pueden dar lugar a evaluaciones sesgadas positivas o negativas.

Los prejuicios y estereotipos suelen estar presentes al mismo tiempo y cómo podemos ver, son conceptos relacionados, pero no son iguales, es necesario conocer sus diferencias.

Dependiendo del contexto pueden mostrar relación, es decir, una persona puede desarrollar estereotipos y prejuicios, pero sin discriminar, pero también pueden desarrollar estereotipos, pero no prejuicios ni discriminación. Sin embargo, los estereotipos en la mayoría de los casos dan lugar a prejuicios que pueden llevar a la discriminación.

Por lo general, los estereotipos dan lugar a prejuicios que pueden llevar a la discriminación.

Los Peligros de Generalizar

Definitivamente con los estereotipos se desencadenas pensamientos, acciones y generalizaciones muy difundidas entre los miembros de un grupo social.

Lo más preocupante es que este tipo de ideas se repiten con más frecuencia y determinación de lo que podemos ser consientes, y al final acaban por ser aceptadas como algo natural por los miembros de las distintas sociedades, limitando las opciones de desarrollo personal fuera de todos esos estereotipos.

Si nos dejamos llevar por los estereotipos y caemos en los prejuicios, no consideramos que estos hagan referencia a realidades sociales cuyos efectos causan el dolor de miles de personas desde hace ya tanto tiempo.

Debemos tener en cuenta también que todas esas reglas que seguimos inconscientemente nos hacen simplificar los conceptos que no son más que trucos mentales para guiar nuestra toma de decisiones por senderos de pensamientos más fáciles ¿y qué es lo más fácil? claro, juzgar.

La formación de estereotipos casi siempre tiene su origen en la sociedad a través del aprendizaje que obtenemos observando y escuchando. Esta es la principal razón de que sea tan frecuente natural y espontaneo estereotipar, juzgar y discriminar.

Debemos darnos cuenta de que nuestro pensamiento y nuestro criterio no puede estar basado en este tipo de cosas como lo que dicen los demás, es necesario emplear una reflexión acerca del nosotros, del mundo, de los seres que lo habitan en fin de todo lo que nos rodea.

Para identificar los estereotipos, prejuicios y discriminación debemos estudiar a alguien que pertenezca a un determinado grupo social

Libre de virus. www.avast.com