Sin contacto la imposición de ceniza

Compartir

Share on facebook
Share on linkedin
Share on twitter
Share on email
Share on whatsapp

* Se la pudieron llevar a casa en pequeños sobres

Por Epigmenio ROJAS CASTRO

CHOLULA.- Sin que mediara contacto alguno entre el feligrés y quien le imponía la ceniza, se desarrolló la celebración católica la cual marca el inicio de la cuaresmas. No en todos los templos se tuvo este servicio, que en esta ocasión fue totalmente distinto.

Miércoles de Ceniza, inicio de la cuaresma, día durante el cual cientos de personas acudían al templo más cercano a casa, o al de su predilección, para imponerse ellas mismas la ceniza que encontraban en un recipiente sobre una mesa, y los sellos en forma de cruz, elaborados en corcho; en esta ocasión nada de eso, incluso muchos templos estuvieron cerrados.

En el convento de San Gabriel, desde temprana hora estaban las personas que auxilian a los sacerdotes, en el atrio, bajo una lona, con la mesa en la cual estaban los recipientes con la ceniza, pequeños sobre de papel, par a que quien quisiera llevar a su casa, lo hiciera en la cantidad necesaria para al número de personas que no pudieron ir al templo.

Las largas filas que se veían en el pasado, hoy no, mínima la afluencia, solo para recoger la ceniza, solo quienes pedían se la impusieran, tenían que inclinar la cabeza, para que los encargados tomaran con los dedos el polvo, y lo dejaran caer sobre el feligrés, sin que mediara contacto físico alguno.

El acceso al templo, fue cumpliendo con todo el protocolo sanitario, y acatando el límite del cupo, y que en realidad no hubo tantas personas.

Libre de virus. www.avast.com

Otras noticias