“Sospechosismo” 162-C 

Home / Metrópoli Cholulteca / “Sospechosismo” 162-C 

 

Por Octavio RODRÍGUEZ FIGUEROA
Yo no fui, fue Teté
CHOLULA.- El desorden que se generó en los centros de vacunación de San Andrés Cholula, fue sencillamente, por falta de información. En Tonantzintla hubo una gran fila y se supo que solo llegaron 200 vacunas. Los ancianos estuvieron formados hasta tarde, porque nadie salió a avisarles de la situación. Por cierto algunas personas se quejaron de que una Regidora llegó con varias personas y sin hacer fila, pasaron a vacunarse. Eso, no tiene otro nombre que influyentismo.
Ojalá se investigara y se sancionara. Se corrió la voz de que en San Luis Tehuiloyocan nadie se quería vacunar, muchos nos fuimos para allá, pero estaba igual y se decía que solo habían llegado 500 vacunas, sin embargo, ahí permanecían los ancianos con la esperanza. Después a San Rafael Comac y la situación estaba peor. Un verdadero caos que puso en peligro la salud de muchos ancianos y sus familiares que los acompañaban. Tan fácil anunciar que solo habían llegado “X” cantidad de vacunas y las personas por iniciativa propia, hubiesen calculado si alcanzaban o no y permanecer en la fila o retirarse a su confinamiento.
Ora sí Torció la Puerca el Rabo
Lo grave de esto, es que las autoridades se están echando la bolita, sobre el responsable de este desorden. Si están pidiendo el IFE para checar el domicilio ¿Por qué el Secretario de salud estatal dice que todos tienen derecho a la vacuna, que por eso agarraron parejo? Eso no se discute, lo que se critica, es el sistema. Entonces ¿Para qué piden el IFE? Se supone que es para checar la residencia. Por lo demás, para control, está el CURP. Porque las citas por internet, también sirvieron para puras vergüenzas. No entendemos la falta de solidaridad entre niveles de gobierno para el buen desarrollo de la de vacunación ¡Que Dios nos ampare!